personas de pie esperando en una cola

El número de parados registrados durante el mes de enero en las oficinas de los Servicios Públicos de Empleo Estatal (SEPE) ascendió durante el mes de enero a 83.464 personas. Esta cuota supone un incremento del 2,6%  en la tasa de desempleo, cifra más alta desde el mes de enero del año 2014 en el número de personas desempleadas se incrementó hasta alcanzar las 113.000.

Después de este incremento producido en el mes de enero, la cifra total de personas desempleadas se sitúa en los 3.285.761 según los datos del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social. Si tomamos en consideración la tendencia histórica del índice de paro, se puede observar que en el mes de enero siempre se produce un incremento en el número de personas desempleadas.

El dato de este año ha superado el número de inscritos como demandantes de empleo de los años 2017 (+57.257 desempleados), 2016 (+57.247 parados) y 2015 (+77.980 desempleados). Desde que se iniciase la crisis económica mundial, en nuestro país el peor dato de incremento de personas desempleadas se obtuvo en el mes de enero del año 2009 con una cuota por encima de las 200.000 personas.

Por sectores

Una vez finalizada la campaña de navidad, ha sido el sector servicios donde se ha registrado un mayor incremento del número de personas desempleadas (+ 3,8%), seguido por el de la agricultura ( + 3,5%), y el de la industria (+0,4%). Por su parte el sector que no sufrió un incremento en la tasa de desempleo fueron el de la construcción (- 2,5%).

En términos generales, durante el año 2018 se redujo el número de parados en 190.767 personas con un ritmo interanual de decrecimiento del 5,49%. En lo relativo al índice de contrataciones, durante el mes de enero de 2019 se realizaron 1.858.077 contratos más, lo que supone un crecimiento del 6,2% con respecto a los datos del 2018. De todas las nuevas contrataciones realizadas un 9,7% fueron indefinidas ( 181.348), un 4,8% por encima de los obtenidos para el mismo periodo en el año anterior.

Si mencionamos el incremento en el mes de enero del número de parados, es inevitable mencionar los datos de la Seguridad Social, que registró su peor enero desde el año 2013. La Seguridad Social cerró el mes de enero con un descenso medio de 204.865 afiliados (-1,08%). Este índice supone su peor cuota desde el año 2013, una cifra muy similar a la caída de afiliaciones del 2016 (- 204.043 ocupados). Según fuentes del Ministerio de Trabajo, este descenso estaría directamente relacionado con el impacto producido por el fin de la campaña navideña en los sectores del comercio y la hostelería.

Con todo ello, el total de afiliaciones se situó al cierre de mes de enero en los 18.829.865 afiliados. Tomando en consideración los valores interanuales, las afiliaciones en la Seguridad Social han crecido un 2,9% en relación con el año anterior (537.269 cotizaciones más) representando el crecimiento más fuerte experimentado desde el año 2008. Mientras el Régimen General de Cotización perdió 182.808 afiliados en relación con el mes anterior, el de Autónomos fueron 20.291 cotizantes menos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *